A por una sociedad de la confianza y la libertad

Enrique Aguilar

A veces hago un experimento con mis alumnos. Les pido que detecten una fantasía loca, esas fantasía que por épocas aparecen en su imaginación, tipo «lo dejaría todo y me iría a dar la vuelta al mundo». 

Normalmente estas fantasía las construimos para aliviarnos de un presente insatisfactorio.

Lo curioso es que al explorar qué hay detrás de la mayoría de esas fantasía descubrimos que la verdadera necesidad no es «dar la vuelta al mundo», sino experimentar la libertad.

La fantasía es una vía de escape, ahora bien, sentirnos libre es una necesidad existencial muy poderosa que siempre llama, junto con el amor, a que se exprese en ti.

¿Qué será vivir sintiéndonos libre? Te comparto mi profundo anhelo a sentirme libre de ser, a expresarme tal y como soy fluyendo con el río de la vida. Oriento mi vida a ello, en mi casa con mi familia, en mi trabajo, en la calle… Y también te comparto cuán difícil es y lo frustrado que me siento en muchas ocasiones por sentirme preso del miedo…

Como aprendiz aspirante a «SER LIBRE O LIBRE DE SER» me doy cuenta que cuanto más oriento mi vida hacia el gozo, menos miedo y más libre me siento. Cuanto más energía pongo en cubrir expectativas  que yo mismo me creo, más esclavo me siento y más presente se hace el miedo.

Hasta donde alcanzo a comprender, yo creo que la libertad es la consecuencia de vivir sin miedo, esto es, vivir en estado de confianza. Lo bueno es que la confianza se aprende, se puede practicar y reforzar, y para ello, jugar a tomar riesgos y limitar la génesis de expectativas compulsivas, es fundamental.

Me complace compartir la siguiente conferencia de Isabel Behncke, primatóloga chilena que ha estudiado a los bonobos en su hábitat natural. Donde nos explica cómo los bonobos a través del juego y de la sexualidad han configurado una sociedad de la confianza y la libertad. Quizás ver cómo han conseguido los bonobos, nuestros primos evolutivos, una sociedad armoniosa nos ayude a nosotros en tal fin…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Confesiones: un relato personal
Confesiones: un relato personal

Una noche de verano en una playa en Cabo Verde mientras mis dos compañeras de viaje dormían yo, tumbado en la arena, veía las estrellas. Era tarde y sentía resistencia a ir a dormir ante tal cantidad de estrellas que dibujaban el cielo. Era increíblemente...

leer más
La actitud lúdica y el propósito de vida
La actitud lúdica y el propósito de vida

Por el camino de la evolución el ser humano actual ha olvidado algunos aspectos de su naturaleza que son esenciales. Uno de ellos, es la actitud lúdica. Como Huizinga nos señala más que homo sapiens (el hombre que sabe), deberíamos denominarnos el homo ludens (el...

leer más
Por una sociedad con corazón
Por una sociedad con corazón

¿Te imaginas que la finalidad de la educación fuera la felicidad de las personas? ¿Te imaginas una educación, una economía y una política del bien común? ¿Cómo hacemos para construir una sociedad del bien común? ¿Cuál es el reto personal para alcanzar tal noble fin...

leer más

Únete a Ludocorporal

¿Quieres recibir los últimos artículos y fechas de próximos talleres?

Envía tus datos y periódicamente recibirás las novedades en tu correo electrónico (sin spam).

Responsable: Sistema Ludocorporal - Enrique Aguilar. Finalidad: gestionar el alta a esta suscripción y el envío de nuestras publicaciones así como correos comerciales. Legitimación: es gracias a tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en nuestra plataforma de email marketing Mailchimp con sede en EEUU (política de privacidad de Mailchimp). Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación o suprimir tus datos enviando un email a info@ludocorporal.com. Información Adicional: Puedes ampliar la información en el aviso legal y política de privacidad.

Únete a Ludocorporal

recibe las últimas novedades

15987

Estoy renovando y mejorando los servicios y la página web (por si ves algo extraño), gracias por tu paciencia.

Pin It on Pinterest

Share This