Aprender del miedo ante el Corona virus

Escuela Enrique Aguilar

Estamos viviendo momentos inéditos, qué te voy a contar. Desde mi punto de vista, esta crisis global que trae el corona virus nos está ayudando a muchas cosas, yo destaco dos. La primera tiene que ver con enfrentarnos a nuestros miedos.

Si bien a todos nos toca el miedo básico a la supervivencia, cada uno está teniendo la oportunidad magnífica de enfrentarse al miedo que en su vida cotidiana está operando de una manera oculta y que ahora, dada la exepcionalidad de las circunstancias afloran dándonos la oportunidad de sanarlos. Así que cada persona está viviendo esta situación del corona virus desde un miedo distinto, todos vivimos una angustia pero el origen de la misma es diferente y tiene que ver con lo que cada persona tiene que aprender.

Quien tiene que afrontar el miedo a la muerte está preocupado por morir en esta pandemia. Quien está angustiado por estar tantas horas al días sin tener tareas que hacer se está enfrentando a miedo al vacío y estará aprendiendo a estar consigo mismo sin hacer nada. Quien siempre está rodeado de personas por una necesidad de contacto constante, y ahora se ve solo probablemente se enfrente a mirar aquello que le faltó en su infancia y la necesidad de aprender a autocontenerse. Quien evita una presencia continuada con su pareja para eludir el conflicto, ahora tendrá que enfrentarse a ello. Quién tiene miedo a la escasez se lanzan a los supermercados a comprar un extra de suministros. Quien tiene miedo a la paternidad y evita estar mucho tiempo con sus hijos, ahora…

¿A qué miedo te estás enfrentando tú?

Para mí, aprovechar este proceso en el que todos estamos inmerso, pasa por que te des cuenta de cómo opera el miedo en ti. El miedo te debilita, salir fortalecido de esta crisis pasará por cómo hayas gestionado este miedo.

Para ello, tienes que hacer un ejercicio de honestidad contigo mismo, te ofrezco un ejercicio para que te ayude en tu indagación con el objetivo de darte cuenta realmente a qué te estás enfrentando tú con esta crisis y cuál es tu aprendizaje esencial. Aquí va el ejercicio:

  1. Necesitarás la complicidad de alguien cercano a ti para realizar este ejercicio. Tomaos un tiempo para hacerlo tranquilamente. Si no tienes a nadie con quién compartir hazlo escribiendo tu misma.
  2. Pregúntale a esta persona qué está viendo y escuchando de ti en estos días. Escucha sin dar respuesta alguna, sin argumentar ni justificar nada, simplemente escucha y da las gracias. Si lo hace tu sola, escribe lo que estás observando de ti estos días.
  3. Cuéntale qué es lo peor que puede ocurrir para ti en esta crisis. Ponte en modo exageración y comunícale tu fantasía más catastrófica. Esta fantasía deberás refinarla tres veces, pasando de las fantasías catastróficas generales a las tuyas más particulares, más concretas. Tómatelo como un juego, no se trata de acertar o hacerlo bien, sino de explorar a ver que sale. Te pongo algunos ejemplos:
    • 1ª afirmación: Para mí lo peor que podría pasar es que la economía se venga a pique
    • 2º afirmación (refinando la anterior): Para mí lo peor que podría pasar es que no traiga dinero a casa
    • 3ª afirmación (Refinando la anterior): Lo peor que podría pasar es que dejen de quererme por no ser capaz de generar dinero
    • OTRO EJEMPLO:
    • 1ª afirmación: Para mí lo peor que podría pasar es que no sepa que hacer con tanto tiempo
    • 2º afirmación (refinando la anterior): Para mí lo peor que podría pasar es conectar con mi angustia interior
    • 3ª afirmación (Refinando la anterior): Lo peor que podría pasarme es conectar con el dolor que siento
    • OTRO EJEMPLO:
    • 1ª afirmación: Para mí lo peor que podría pasar es que me enfermara sola en casa y que nadie pudiera ayudarme
    • 2º afirmación (refinando la anterior): Para mí lo peor que podría pasar es verme vulnerable
    • 3ª afirmación (Refinando la anterior): Lo peor que podría pasarme es sentirme sola y desvalida.
  4. Luego deja reposar esta información por lo menos un día.
  5. Al día siguiente completa estas afirmaciones:
    • En esta crisis me estoy enfrentando al miedo de….
    • Y tengo la oportunidad de aprender…..
    • POR EJEMPLO:
    • En esta crisis me estoy enfrentando al miedo a no hacer nada y tengo la oportunidad de aprender a disfrutar de la dulzura del no hacer nada y solo estar en contacto conmigo mismo.

Bueno, deseo que de ésta u otra manera explores tus miedos por tu propio bien y por el bien colectivo. La vibración del miedo no es la más adecuada para realizar las transformaciones que debemos afrontar en estos tiempos, así que, te animo a que contribuyas a la transformación social empezando por darte cuenta de tus miedos.

Si haces el ejercicio y te apetece compartir tu frase final o cualquier otra cosa, será muy bien recibida tu aportación. Puedes hacerlo en el apartado de comentarios al final de esta artículo.

La segunda cosa en la que nos está ayudando el corona virus es en el descubrimiento de lo esencial y, de esto, hablaré en el próximo artículo.

Muchas gracias por leerme

Enrique Aguilar

Te regalo una experiencia
para que eleves tu vibración.

Recibe una meditación dinámica (deriva musical),
para ayudarte a conectar profundamente contigo desde tu casa.

Envía tus datos y además te enviaré periódicamente artículos de interés y los próximos eventos por correo electrónico (sin spam).

4 Comentarios

  1. Alberto JD

    Buenas Enrique,

    Gracias por compartir tu reflexión sobre el miedo en estos momentos.

    Estoy completamente de acuerdo en que la energía de miedo no es lo que necesitamos en este momento con todos lo retos que se nos presentan.

    Realizaré el ejercicio con mi pareja este fin de semana.

    Un abrazo!

    Responder
  2. Elisabet

    A los miedos a los q me estoy enfrentando es pensar que a mí familia a las personas q más me quiero les pase algo y no los vuelva a ver. En el caso de mi madre q está sola en casa en Barcelona, mi hermana y yo en Terrassa, me siento con impotencia. Pensar en morir totalmente aislado …😣que horror. Y otros de los miedos a los qe enfrento es si la economía afecta y en lo laboral voy a poder llevar a casa el sueldo estoy sola con mi hija. Ahora mismo sino fuera por q tengo algo de reserva y recibo una ayuda tras cobrar el paro no sé cómo estaría mucho peor. Así q dentro de todo el pánico q pueda producir está situación me siento afortunada y con confianza . Esta situación es una prueba para poner a prueba todas mis capacidades. Gracias Enrique por tu trabajo y hacer un mundo mejor . Un abrazo enorme

    Responder
  3. Carlos Astete

    Muchas gracias Enrique! Me ha ayudado a poder mirar mi miedo con mayor claridad y ver el camino para trascenderlo. No me había detenido a mirarlo y me ha hecho muy bien hacerlo.
    He visto que en esta crisis me estoy enfrentando al miedo a no poder vivir de las cosas que me gustan de verdad, y tengo la oportunidad de comprender que siempre puedo estar a gusto con las cosas que hago (o que no hago) si soy coherente conmigo mismo, si aprendo a escucharme, a mostrarme y a confiar en mi esencia. También a lo importante que es no dejar las rutinas que me ayudan a alinear cuerpo, emoción y mente.

    Responder
  4. jaume

    Gracias Enrique por el articulo
    Estos dias he estado realmente ocupando el tiempo , hasta que llego el momento de enfrentarme a la
    realidad , y me pregunto ¿ cual es’ , pues parar y encontrarme conmigo mismo
    estando ocupado, y la mente distraida , de manera que siempre tengo o una aventura u otra para hacer , el no parar
    Al final con tantos dias , e parado . El encontrarme conmigo , escucharme , sentirme , ha sido un reto , ya que no queria llegar al miedo , al miedo de mirar al interior , de no ver algo que me sentara mal
    Cerrar conflictos y abrirme y ver una realidad , no era realmente tan preocupante , total ,yo soy yo , y siempre acabo diciendo lo mismo
    Cuando tengo miedo , llego a la puerta con dudas ,de que si tengo que abrirla o no , siempre me a pasado lo mismo , la cruzo , y no era tan desesperante , solo era producto de mi imaginacion , el miedo todo era fantasia de mi mente
    Ella es la que hace que tenga miedo , pero cuando no la escucho y me lanzo , las alarmas se paran
    Ahora disfruto de mi mismo , encontre a mi niño , a sido lo bueno de poder parar
    gracias

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Taller Introductorio

Sistema Ludocorporal®

Formación

Sistema Ludocorporal®

Retiro

El Camino del Propósito

Otros artículos

Los retos en tiempos de crisis
Los retos en tiempos de crisis

Vivimos en tiempos de incertidumbre. A unos les da por el miedo y sólo piensan en protegerse con una actitud conservadora. A otros les da por crear e iniciar nuevos caminos, me pregunto ¿qué hace que unos sigan un camino u otro?.

leer más
Razón con «CO» delante
Razón con «CO» delante

En este artículo hablo brevemente a dónde nos está llevando el imperio de la consciencia racional y la necesidad evolutiva de conectar con el corazón y nuestro propósito como seres espirituales que somos

leer más
Día 7 de ayuno: … y el mundo se paró
Día 7 de ayuno: … y el mundo se paró

En este artículo hablo de la diferencia entre el ritmo social actual y la necesidad de alinearnos al ritmo de la naturaleza. También establezco la hipótesis que el inconsciente colectivo haya intervenido en las circunstancias que estamos viviendo con el corona virus

leer más

Te Regalo

Recibe una meditación dinámica (deriva musical) para elevar tu vibración.

15987

Pin It on Pinterest

Share This